INVENTARIO GALANTE

Jon Juaristi
Asocio el poema con el descubrimiento del amor en mi primera adolescencia. Al leerlo intuí que sería estupendo enamorarme de una chica. La emoción fue muy intensa, mucho más que las que me produjeron mis posteriores enamoramientos. El amor precede a la amada, como bien sabía el poeta. Volver a experimentar aquella emoción es imposible, pero el poema me la trae siempre a la memoria.


INVENTARIO GALANTE

Tus ojos me recuerdan
las noches de verano,
negras noches sin luna,
orilla al mar salado,
y el chispear de estrellas
del cielo negro y bajo.
Tus ojos me recuerdan
las noches de verano,
y tu morena carne
los trigos requemados
y el suspirar de fuego
de los maduros campos.

Tu hermana es clara y débil
como los juncos lánguidos,
como los sauces tristes,
como los linos glaucos.
Tu hermana es un lucero
en el azul lejano…
y es alba y aura pura
sobre los pobres álamos
que en las orillas tiemblan
del río humilde y manso.
tu hermana es un lucero
en el azul lejano.

De tu morena gracia,
de tu soñar gitano,
de tu mirar de sombra
quiero llenar mi vaso.
Me embriagaré una noche
de cielo negro y bajo,
para cantar contigo,
orilla al mar salado,
una canción que deje
cenizas en los labios.
De tu mirar de sombra
quiero llenar mi vaso.

Para tu linda hermana
yo cortaré los ramos
de florecillas nuevas
de los almendros blancos,
en un tranquilo y triste
alborear de marzo.
Los regaré con agua
de los arroyos claros,
los ataré con verdes
junquillos del remanso…
Para tu linda hermana
yo haré un ramito blanco.

Antonio Machado

Revistas del grupo

Nuestra redacción

Publicidad